La norteamericana busca tomar decisiones de inversión hacia 2018, para ser concretadas en el mediano plazo.

Enfocada en un nuevo plan de crecimiento está la norteamericana Albemarle, empresa productora de litio y con operaciones en el Salar de Atacama.

Según indicó la empresa a sus inversionistas, se han fichado cuatro lugares claves para realizar exploraciones, información que será de utilidad al momento de actualizar su plan de inversiones lo que se espera se haga el próximo año.

Dicho plan sería de cara a 2021, ya que de momento la empresa está en camino de finalizar su primera “ola de inversiones” en América Latina. En el caso de Chile, esto se traduce en dos ampliaciones para sus operaciones en La Negra.

Según indicó Luke Kissam, presidente y CEO de Albemarle, durante el primer semestre además de avanzar en sus proyectos de crecimiento, se avanzó en exploraciones en Chile, Argentina, Estados Unidos y Australia. Todo, “con el objetivo de desarrollar nuevo litio de roca dura y reservas de salmuera que sean útiles para la expansión pasado 2021”.

 “Es importante para nosotros entender la calidad de las reservas y cuantificar la calidad de esas reservas hacia algún momento de la primera mitad del próximo año. Así podemos poner algunas prioridades y decisiones y planes de capital en el futuro, ya que toma mucho tiempo traer esos tipos de recursos en línea. Algunos obviamente serían más rápidos que otros, pero en la primera mitad, los primeros 9 meses de 2018, tenemos que tomar algunas decisiones, y lo actualizaremos cuando sepamos qué vamos a hacer”, dijo el presidente de Albemarle.
 Según precisó Kissam, en el caso de Chile los esfuerzos se están enfocando tanto en el Salar de Atacama como en otras regiones. En Argentina, en tanto, recordó que tienen una opción en la región de Catamarca, los que serían “muy prometedores”. Desde la misma empresa han indicado que invertirán más de US$30 millones para hacer trabajos de investigación en Chile y Argentina, con foco en aumentar sus eficiencias y en trabajos de exploración.

Tras reportar sus resultados a junio, Albemarle sufrió su mayor caída en bolsa en 18 meses, al entregar ganancias menores de lo esperado. El decepcionante balance fue en gran parte explicado por los crecientes costos de exploración.

 Avance de proyectos

Durante la conferencia, la productora de litio también se refirió a los proyectos en proceso y los ya completados. En el caso de la planta La Negra 2, inaugurada en mayo pasado -y para lo que se invirtió unos US$450 millones para alcanzar una producción total de 44.000 toneladas por año-, desde Albemarle sostuvieron que está en proceso de puesta en marcha.

En tanto, en el caso de La Negra 3 -que implica una inversión de US$300 millones-, desde la productora destacaron que la iniciativa recientemente recibió su resolución de calificación ambiental (RCA) y ya se han adjudicado los principales contratos de ingeniería y equipamiento.

 “Los equipos de construcción se han movilizado con 1.000 trabajadores, lo que se esperen estén en el sitio antes de fines de 2017”. Este proyecto consiste en el aumento de la capacidad de producción de la planta de carbonato de litio ubicada en La Negra, desde la autorización actual de 45.300 toneladas a 88.000 toneladas al año de carbonato de litio, manteniendo la capacidad de producción de 4.500 toneladas anuales de cloruro de litio.

Fuente: Pulso