Desafíos en pandemia: La democratización de los datos en la industria minera

Identificar cómo darle uso a un gran volumen de datos está siendo clave, tanto para agregar valor a la información existente como para ayudar a mejorar la eficiencia y efectividad en la minería, sobre todo en tiempos de pandemia.

Entre enero y junio de este año las mineras produjeron 2,83 millones de toneladas de cobre, 2,6% más que en igual período del año anterior, esto de acuerdo a cifras de la Comisión Chilena del Cobre (Cochilco). Sin embargo, para mantener la competitividad en el sector a nivel global se requiere apuntar hoy a la eficiencia, la productividad, la continuidad operacional y la reducción de costos, factores que se trabajan con la incorporación de la tecnología.

Como parte de la hoja de ruta 4.0, la interoperabilidad es un tema central, ya que ayudaría a compartir información junto con desarrollar un ecosistema para que nuevas empresas generen negocios en este sector productivo. “Es por esto que estamos adaptando nuestro producto Intersystems IRIS Data Platform para que esté más abierto a este mercado. Saber darle uso a un gran volumen de datos está siendo clave, tanto para agregar valor a la información existente como para ayudar a mejorar la eficiencia y efectividad de la minería, tanto más en tiempos de pandemia como el que estamos viviendo”, explica Martín Kozak, country manager de InterSystems Chile.

El uso compartido de la información es fundamental para seguir creciendo, esto porque aporta más eficiencia, lo que es realmente necesario en esta industria de los commodities que conlleva competencia. También porque permite incorporar más tecnología y más receptividad frente a los datos, lo que mejorará la efectividad y rentabilidad de las mineras.

¿Cuáles son los desafíos?

“Hace falta apostar por democratizar la información y, luego, analizar cómo la incorporación de tecnología podría agregar valor para que Chile siga siendo un líder mundial. Junto con esto, es un reto para que los equipos de trabajo se adapten para afrontar el uso las nuevas tecnologías y acá el capital humano juega un papel clave”, agrega Kozak.

Si bien el escenario de la pandemia ha hecho que aumente el uso de nuevas tecnologías, redefiniendo el modelo de trabajo, el paso que viene es incluir capacitaciones tecnológicas y otros roles que aporten al desarrollo de la industria minera, como los data scientist. Así, se lograría una adecuada conjunción de eficiencia, productividad, continuidad operacional y reducción de costos, junto a la redefinición del modelo de trabajo para que nuevas empresas generen negocios dentro de la industria minera.

 

Fuente: Pulso